El próximo domingo 26 de agosto se votará en Colombia la famosa consulta “anticorrupción”, promovida por el bloque político que apoyó la candidatura de Gustavo Petro en las pasadas contiendas, pero en este caso liderada por la señora Claudia Nayibe López, quien usa la consulta como plataforma para catapultarse a las elecciones del próximo año. El bloque de izquierda desea alcanzar los votos necesarios para que esta pase, pero de no hacerlo, aspiran a mantener los ocho millones que lograron en la segunda vuelta presidencial con Petro. Será un reto para ellos mantener tal número de votos. ¿Lo lograrán? ¿O quedará demostrado en la consulta que la izquierda cada día se encuentra más que derrotada?

Todos los ciudadanos no solo estamos en contra de la corrupción, sino que estamos cansados ya de que ciertos personajes de la vida pública desangren el erario. Pero para combatirla (a la corrupción) no era necesario incurrir en una consulta onerosa, máxime cuando lo que hay en su trasfondo son intereses politiqueros y electorales, así la promotora de tal mecanismo no quiera aceptarlo.

Resulta demagógico y populista, por ejemplo, afirmar que reduciendo el salario de los Congresistas se va a abolir la corrupción en nuestro país. Correcto hubiese sido sí, que el adalid de la transparencia, la Nayibe López, hubiera renunciado a su sueldo de Senadora cuando paralelamente era candidata vicepresidencial, pero no, prefirió seguir recibiendo el sueldo que tanto critica mientras se dedicaba a hacer campaña.  Por otro lado, recordemos que esta misma señora fue quien promovió ante la ciudadanía que se le robara la cédula a la “tía Uribista” para que no votara por Uribe. ¿Acaso eso es ser integro? Uno no puede andar por la vida, y menos un servidor público, rezándole por la mañana a Dios y en la noche al diablo. Siguiendo por la misma línea, ¿creen ustedes que sea correcto posar de “anticorruptos” cuando los promotores de la consulta y sus Partidos apoyaron abiertamente la reelección de uno de los gobiernos más corruptos en la historia reciente de la República como lo fue el de Juan Manuel Santos? ¿O ya se olvidaron de las expresiones de apoyo a Santos en 2014? ¿Acaso el Polo y el Partido Verde no hicieron parte de ese gobierno con cuotas burocráticas?

Peor aún, los promotores de tal iniciativa tildan de corrupto a todo aquel que se oponga a votar la consulta, como si no estuviéramos en un país con la libertad de decidir si votamos o no. Mayor favor le harían a la lucha contra la corrupción si los estudiantes de universidades públicas no atentaran contra los establecimientos, o que todos respetáramos las filas, y también claro, pagáramos lo que corresponde desde algo tan simple como un pasaje de bus y no buscáramos colarnos. 

El gobierno Nacional ya presentó ante el legislativo todo un paquete de reformas, las cuales atacan verdaderamente la corrupción, sin entrar en pantomimas y menos en gastos innecesarios. Esperamos como ciudadanía el Congreso en pleno acompañe estas propuestas y, de hacérseles correcciones o modificaciones, sean todas en pro del interés Nacional y no de beneficios particulares. Es el momento de que demuestren que están allá para servir al país y su pueblo.

@AndresSaavedra_

Publicado: agosto 23 de 2018