El excomisionado de Paz, Luis Carlos Restrepo exige que Zuluaga sea investigado al interior del CD por el escándalo Odebrecht.

La crisis política al interior del Centro Democrático tiene a radicalizarse por cuenta de una carta que el excomisionado de Paz, Luis Carlos Restrepo, le remitió al presidente Uribe y en la que de manera enfática solicita que el comité de ética del Centro Democrático proceda a investigar las conductas de Óscar Iván Zuluaga como consecuencia de la contratación del estratega político de izquierda “Duda” Mendonça por recomendación de Odebrecht, una empresa contratista con el Estado.

En palabras de Restrepo, “contactar a un asesor para una campaña presidencial a través de una empresa contratista del Estado es una conducta éticamente reprochable”.

LOS IRREVERENTES hablaron con distintos dirigentes del Centro Democrático para efectos de conocer sus reacciones frente a la misiva de Restrepo. Todos ellos, que pidieron mantener su nombre en reserva, coincidieron en que la situación de Zuluaga es en extremo complicada y esta nueva crisis afecta de manera directa al partido uribista.

Un senador le aseguró a este portal que “primero tuvimos que asumir el desgaste por cuenta del escándalo del hacker y ahora nos tenemos que desconcentrar de nuestra acción política con los ciudadanos para responder por la contratación que el doctor Zuluaga hizo de su estratega de campaña. Aquello no es lo que millones de colombianos que militan en el Centro Democrático están esperando del partido”.

Algunos consideran que este nuevo escándalo puede materializarse en el fin de la carrera política de Zuluaga y no se descarta que en las próximas horas algunas voces del partido de manera pública le soliciten que dé un paso al costado y desde afuera aclare el escándalo que se ha generado como consecuencia del señalamiento hecho por Mendonça en el sentido de que Odebrecht, por debajo de la mesa, pagó sus servicios como estratega de la campaña de Zuluaga a la presidencia de la República.

Este es el texto completo de la comunicación del exalto comisionado para la Paz del gobierno Uribe.

Doctor

Álvaro Uribe Vélez

Senador de la República

Estimado ex-presidente:

En relación con los hechos públicos que relacionan a un asesor de la pasada campaña presidencial del Dr. Óscar Iván Zuluaga, con una empresa envuelta en casos de corrupción, me permito hacer las siguientes consideraciones:

Admitiendo que el Dr. Zuluaga desconocía de los pagos paralelos que al parecer hizo la empresa brasilera Odebrecht al asesor “Duda” Mendonça, se configura de todas maneras de su parte una falla ética.

Dice el Dr. Zuluaga en comunicado del 31 de enero de 2017: “por intermedio de Odebrecht, establecí contacto con Eduardo “Duda” Mendonça, a quien conocí personalmente por primera vez en un viaje a Brasil en febrero de 2014”.

Contactar a un asesor para una campaña presidencial a traves de una empresa contratista del Estado es una conducta éticamente reprochable.

En el mismo comunicado, afirma el Dr. Zuluaga sobre las gestiones previas a su reunión en Brasil: “A través de personas cercanas a nuestra campaña se le preguntó a varias empresas, entre ellas Odebrecht, para indagar si conocían algunas de estas firmas en Brasil. Fue así como, por intermedio de Odebrecht, establecí contacto…”. Esto quiere decir que “personas” dentro de la campaña sirvieron como intermediarias con la empresa contratista.

El Comité de Ética del Partido Centro Democrático debería investigar a todos los que participaron en esos contactos e imponer una sanción si es necesario.

Si el Partido quiere tener autoridad moral en su lucha contra la corrupción debe mandar una señal clara al respecto.

No puede suceder en este caso lo que pasó con el Dr. Juan Carlos Vélez Uribe, quien faltó a la ética cuando irrespetó a los electores con sus declaraciones sobre los resultados del plebiscito, sin que se activara un mecanismo partidario que permitiera investigar el hecho y sancionarlo.

Atentamente,

Luis Carlos Restrepo R.

@IrreverentesCol

Publicado: febrero 1 de 2017