La política pública de Educación en el gobierno presidido entre 2002 – 2010 se denominó la Revolución Educativa, consistía en hacer de la educación un proceso continuo e integral, con el propósito de potenciar la creatividad y el talento de los estudiantes dentro del aula. Dentro de ellos se definieron estándares básicos de competencias en las distintas ciencias exactas y ciencias sociales. Y para dar cuenta de los resultados de la implementación de este programa se establecieron 3 mediciones a los estudiantes, las pruebas SABER en 5 y 9 grado y el ECAES propuesto para los estudiantes de educación superior en proceso de grado.

En educación media el reto no fue menor, una de las causas para reducir la deserción escolar fue implementar alianzas entre el SENA, los institutos de educación superior y los colegios para que los estudiantes cuando se graduaran al mismo tiempo se les entregara un certificado de competencias básicas y especificas en una actividad laboral y técnica. El resultado fue que 439.224 estudiantes de educación media se beneficiaran de esas alianzas. Lo anterior establecía que quienes hubiesen obtenido el certificado podían homologarlo en institutos de educación superior en la modalidad técnica y tecnológica.

Por otra parte entre 2002 – 2010, el aseguramiento  de calidad de los programas académicos avanzó significativamente, 8.961 programas de pregrado y posgrados recibieron registro de calidad y además se pasó de 224 programas acreditados en 2003 a 704 acreditados y 236 reacreditados en 2010. En esa misma línea 19 instituciones de educación superior tienen acreditación de alta calidad. Sin embargo hay un logro que no es menor Colombia en 2003 tenia 809 grupos de investigación, en 2009 habían cerca de 3.539 grupos.

Además se transformaron 42 programas entre maestría y doctorado en 11 departamentos en distintas ciencias, el país pasó de 180 programas de maestría en 2002 a 259 en 2009 y de recibir 6.776 candidatos a las mismas en 2002 para llegar a 18.260 en 2009. En doctorados el país pasó de 36 programas en 2002 a 124 en 2009, pasando de 350 personas cursando doctorados en 2002  a 1.631 en 2009.

También 22.446 profesionales en el sector de la educación se han formado en posgrados en el exterior, lo cual es positivo para el país, lo anterior permitió que se llegara a que el 13.5% de sus docentes de tiempo completo lograran obtener formación doctoral. Se avanzó aunque en la medida internacional tuvo falencias dados los indicadores de algunas entidades.

El Gobierno trabajó de la mano con las universidades y el sector privado, por ello se crearon 8 comités denominados Universidad – Empresa – Estado con el objetivo de vincular a las universidades y las empresas en un trabajo conjunto, además se concibieron 40 alianzas entre sectores productivos y estratégicos que como resultado brindaron 262 programas técnicos y tecnológico en 28 departamento.

PD. Bilingüismo, el Gobierno Nacional se propuso desde el Ministerio de Educación en fortalecer la enseñanza del Inglés, por lo cual de los 13.234 docentes de Inglés en el país, 7.421 docentes recibieron capacitaciones para profundizar distintas áreas. Así mismo se fortalecieron 15 licenciaturas de idiomas – 61% de la oferta -, se crearon programas de crédito y becas para fomentar la movilidad de docentes y estudiantes en el aprendizaje de la lengua inglesa y se creó el Programa Nacional del Bilingüismo. Es importante decir que en las pruebas estatales se estableció la evaluación de nivel de Inglés.

Las cifras y demás contenido programático de esta columna de opinión es producto del seguimiento al informe: Trabajos, Hechos y Corazón, 2010.

@NicoUCD

Publicado: febrero 24 de 2018