En medio de los innumerables esfuerzos del Gobierno por mitigar la propagación del virus y reactivar progresivamente la economía, Fecode decidió volver a su tradicional senda anarquista y convocar a su séquito de aduladores a dos manifestaciones el 4 y 11 de junio. La potencial aglomeración que se presentará hará que las medidas de bioseguridad sean inoperantes y Bogotá enfrentará un foco de contagio sin precedentes. ¿Lo permitirá la Alcaldía?

Ante todo, no es raro que esa organización sindical pretenda imponer su agenda política de saboteo al Gobierno Nacional. Sin importar las razones que esgriman, el verdadero objetivo es deslegitimar las decisiones de esta administración para apalancar las candidaturas presidenciales de la izquierda de cara al 2022.

No obstante, es realmente impactante ver cómo la mezquindad de Fecode los lleva a convocar una manifestación que desconoce por completo la restricción establecida por el Gobierno Nacional de no más de 50 personas en un mismo sitio.

Al respecto, cabe señalar que por cumplir dicha medida sanitaria son varios los sectores que están al borde de la quiebra en razón a que su actividad económica exige la aglomeración de personas, lo cual no solo afecta los ingresos de los empresarios, sino también los empleos que generan.

Por ejemplo, los eventos y espectáculos crean 12.000 empleos directos y más de 50.000 indirectos en el País. Por su parte, los gimnasios son responsables de 20.000 puestos de trabajo y el sector gastronómico se vio obligado a prescindir hasta el momento de 169.000 trabajadores y a cerrar 22.000 de los 90.000 establecimientos existentes.

Frente a esto, vale recordar que el objetivo de dicha restricción es garantizar que el número de contagiados no desborde la capacidad de respuesta del sistema de salud, la cual para el caso de Bogotá ya reporta una ocupación de las UCI superior al 40%.

Debido a esta situación, surgen tres preguntas.

1. ¿Autorizará la Alcaldía de Claudia López la realización de estas protestas?

Como es bien sabido, para llevar a cabo una manifestación se requiere la autorización previa por parte de la Alcaldía. Por eso, esta situación pone en verdaderos aprietos a la burgomaestre. Por un lado, ella necesita mantener el apoyo de ese nicho electoral de cara a sus futuras aspiraciones políticas. Por otro lado, Claudia López ha sido una de las más enfáticas opositoras a la reapertura económica, debido al aumento que genera en el número de contagiados.

Evidentemente, sería una insensatez y una contradicción que la Alcaldía permitiera este tipo de marchas y, al mismo tiempo, continuara rechazando las medidas adoptadas por el Presidente para proteger el empleo a través de la vuelta al trabajo de varios sectores.

2. ¿Sancionarán las autoridades a los convocantes de las marchas y de paso a la Alcaldesa?

Las medidas de orden público adoptadas por el Gobierno para mitigar la propagación del virus no son ningún adorno y contemplan sanciones ante su eventual incumplimiento. Debido a esto, la convocatoria a la marcha es un desconocimiento tajante a estas directrices, lo cual tendría que dar lugar a procesos administrativos y penales en contra de las personas que están poniendo en riesgo a toda una ciudad por privilegiar sus intereses particulares.

En el mismo sentido, si la Alcaldía de Bogotá da permiso para realizar la marcha estaría contradiciendo directamente las disposiciones de orden público decretadas por el Presidente, situación que daría lugar a que Claudia afrontara las respectivas sanciones.

3. ¿Renunciarán los manifestantes y los miembros directivos de Fecode al uso de las UCI en caso de contagio?

Todas las medidas expuestas tienen un fin claro: garantizar la capacidad de respuesta del sistema de salud. Por ello, sería bueno que los manifestantes asumieran las consecuencias de sus actos y renunciaran a ser eventualmente atendidos en las UCI que ellos mismos están poniendo en riesgo.

No sería justo que por atender a los miembros de Fecode que se auto-expusieron a semejante riesgo de contagio se dejara de brindar atención a ciudadanos que sí respetaron el aislamiento y siguieron los protocolos emitidos tanto a nivel nacional como distrital.

@LuisFerCruz12

Publicado: junio 3 de 2020