Desde esta columna de opinión hace un año se comentó sobre la remota, casi nula, posibilidad de ver a Mr. Trump en la presidencia de los EE.UU. Nadie creyó que ello sucediera y sucedió. Por una sencilla razón. Creería yo que el pueblo se está dando cuenta del nefasto legado que están dejando los gobiernos socialistas, mamertos, del siglo XXI no solo a nivel individual, sino colectivo.

Las economías en retroceso, las familias destrozadas, el orden público interno de los países en deterioro. Mientras tanto, los gobiernos gastan y gastan hasta más no poder creciendo el déficit central, incrementando la deuda. Sin hablar de la corrupción.

Tanto va el cántaro, hasta que se rompe. El pueblo se cansó. Se hastió del mamertismo, de la destrucción de la sociedad, del consumo de drogas, del libre desarrollo de la personalidad, de los abortos. En los EE.UU cerca de 1.000.000 de abortos se produjeron en tan solo el 2015.

Los gobiernos del socialismo del siglo XXI están dejando a sus pueblos en la ruina económica, en la miseria humana. Europa vive un periodo de decrecimiento económico con una angustia permanente por cuenta de los atentados terroristas, de la errónea política migratoria, de su inoperancia en Siria.

El legado de Obama es el de un país dividido, con un déficit fiscal enorme, con unas tasas de desempleo creciendo, con un programa de salud quebrado, con un asistencialismo a ultranza. Sin comentar el tema del orden público deteriorado en los últimos años con atentados racistas que dejaron más de 60 policías asesinados en la nación norteamericana. Con Obama, un presidente de raza negra, volvió el racismo.

Teniendo en cuenta lo anterior, vayamos por partes para entregar un breve perfil de Mr. Trump y explicar el porqué será para mí uno de los presidentes norteamericanos con mayor conflicto mediático en los últimos tiempos.

El poder del imperio norteamericano se encuentra vigente después de tres siglos. Afortunadamente, para los comunistas el capitalismo norteamericano sigue vigente. La riqueza para los protestantes es parte del éxito. La riqueza espiritual, la riqueza material.

Al repasar sus discursos se nota ese espíritu protestante donde la presencia de God, Dios, es fundamental mostrando su riqueza espiritual. También, se ve la riqueza material. Mr. Trump, tuvo sus orígenes en lo que se conoce el american dream, donde el sueño de producir riqueza para sí mismo se hizo realidad.

Tal vez, sea esa característica la que más se detesta de parte de sus adversarios, del establecimiento mamerto. Mr Trump es sinónimo de riqueza, de poder. Su mujer es hermosa, bella, con clase, con elegancia. La belleza y la riqueza van en contravía de los ideales comunistas, mamertos. En el comunismo, mamertismo, no puede existir la belleza, la riqueza. Lo único que se ve es pobreza mental, espiritual y miseria humana.

Con su llegada, se producirán una serie de cambios institucionales y estructurales muy profundos que afectarán las relaciones de poder existentes las cuales generarán una reacción en contra de esa sola posibilidad.

Por ejemplo: Las grandes cadenas tales como CNN, CBS, NBC, las cuales siempre dieron como improbable que llegara a la presidencia hace dos años. De hecho, en la primera encuesta de opinión realizada por Gallup tan solo le dieron 1%.

Los medios de comunicación no le daban chance Vs. Hillary mostrando sus claras preferencias hacia la candidata demócrata. Fue el hazme reír de la prensa y la farándula de Hollywood durante toda su campaña.

Inclusive, a una semana de su posesión en la primera rueda de prensa los medios de comunicación siguieron empeñados en generar conflicto de opinión.

Este punto, el de sus relaciones con los desprestigiados medios de comunicación, sumado el descontento general de la sociedad, será el tema relevante para mí durante su primer mandato.

Si existe una frase que muestra la situación de incertidumbre en la que se encuentra la sociedad norteamericana del siglo XXI es aquella de Bertrand Russell: “Gran parte de las dificultades que atraviesa el mundo se debe a que los ignorantes están completamente seguros y los inteligentes llenos de dudas”.

Por lo visto, en las primeras de cambio, el mamertismo ignorante norteamericano le hará la vida imposible. No solo el norteamericano. Su versión criolla ya salió a la palestra ¿Vanessa de la Torre de Blu Radio  llamó a la primera dama de la nación de los EE.UU una puta? ¿Al aire? ¿Qué hará Blu Radio?

De algo si estoy seguro. Entre más lo ataquen, más crecerá. Algo similar a AUV. Sin lugar a dudas, Mr. Trump tuvo una dulce venganza al posesionarse como presidente de la nación más poderosa del hemisferio. Todavía, me deben varios almuerzos.

Puntilla: Saludcoop, Isagen, Reficar y Odebrech de JMS y Germán Vargas Vs. el proceso 8.000 de Ernesto Samper, tal para cual.

@RaGomezMar

Publicado: enero 24 de 2017