Se dice que el expresidente Álvaro Uribe Vélez gobernará en cuerpo ajeno. En el del futuro presidente de Colombia para el periodo presidencial 2.018 – 2.022 Iván Duque Márquez. Nada más falso y salido de toda racionalidad, por la sencilla razón que el Dr. Duque Márquez no lo permitiría, dado su recio carácter y su condición de demócrata independiente, pero sobre todo por tener muy claro que es lo que Colombia necesita para salir del horrendo atolladero en que se encuentra, en el cual coincide completamente con el Dr. Uribe Vélez y con el 85% de los colombianos. Los seguidores del Dr. Uribe no lo siguen por su piadosa cara de seminarista sino porque encarna el deseo y las aspiraciones de la gran mayoría de los colombianos

Y no gobernará en cuerpo ajeno porque el expresidente Uribe no se mete en esos asuntos (siempre y cuando el Estado de derecho no se ponga en peligro) y estoy seguro será muy respetuoso de las decisiones del presidente electo. Y si lo hizo con Juan Manuel Santos (JMS) fue porque este cambió drásticamente, poniendo en peligro a las instituciones, dándole un vuelco total al “cutarro”, trayendo como consecuencia el desastre moral, social y económico en el que hoy está sumida la nación. Incluso llego a pensar que si el presidente JMS hubiera consultado con el Dr. Uribe (no se puede hacer una paz en Colombia sin su consenso y sin el de todos los colombianos) el objetivo de la paz se hubiera logrado de manera más equilibrada y eficiente, y hoy podríamos tener un paz legitima y duradera y no el desastre en que ha caído la nación.

Porque si algo hay que reconocerle al presidente Santos es su disciplinada insistencia en lograrlo, pero que combinada con la posición férrea del expresidente Uribe (que es la de muchísimos colombianos) se hubiera podido llegar a un gran consenso, y hoy la paz podría ser cierta y estable.  Y con seguridad algunos de los inamovibles se hubieran podido mover, como por ejemplo no dejar crecer los cultivos de coca y el tráfico de cocaína.

No solo el Dr. Uribe vislumbró el desastre que se venía inmediatamente después de la posesión esa tarde nefasta de agosto del 2010, sino muchos colombianos que vieron en esas posiciones políticas el desorden moral que se avecinaba. Y yo particularmente lo vi mucho antes porque hay gente que ve el futuro, tanto así que no voté por JMS así el expresidente Uribe nos los haya solicitado a todos los colombianos.

El Dr. Uribe no gobernará en cuerpo ajeno porque no necesita hacerlo, el pensamiento del expresidente es el mismo coincidente con el  del Dr. Duque y el del  85% de los colombianos, los cuales se sienten representados en sus posturas políticas.

Todas se preguntan porque tiene tantos seguidores el expresidente Uribe, por  supuesto que por su liderazgo natural, pero sobre todo por el desastre jurídico y moral en que nos metió la paz de Santos.

@rodrigueztorice

Publicado: mayo 17 de 2018