Luego de que diversos medios de comunicación de Colombia, entre ellos la prestigiosa emisora dirigida por Julio Sánchez Cristo, referenciaran la noticia exclusiva de este portal respecto de la demanda civil que el abogado Fernando Franco presentará en contra del conductor de Uber y twittero Franklin Humberto Coral Garrido por los delitos de difamación y libelo, el implicado compareció ante los micrófonos de W Radio, para continuar denigrando al presidente Uribe, señalándolo ahora de ser “el líder natural del paramilitarismo en Colombia”.

Coral, en cuya intervención radial delató traumas de su infancia, provocados por la espiral de violencia que vivió Colombia, la cual afectó a millones de personas y no solamente a él, de manera delirante asegura tener evidencias de que la totalidad del uribismo es cómplice de grupos criminales.

En las elecciones presidenciales pasadas, cerca de 10.5 millones de ciudadanos votaron por el candidato uribista y, de acuerdo con el enfermizo razonamiento de Franklin Coral -alias “Beto Coral”-, todos ellos tienen relación de complicidad con estructuras armadas ilegales. 

Al serle preguntado por el periodista Sánchez Cristo si tiene la manera de probar las graves afirmaciones que ha hecho, Coral se limitó a decir que “básicamente, yo sí las tengo”.

El juicio que empezará en su contra una vez el abogado del presidente Uribe perfeccione la demanda en su contra, será un bello escenario para que Coral las exhiba. Y de paso, demuestre aquello de que “todo el uribismo” tiene relaciones de complicidad con grupos al margen de la ley. 

Lo cierto es que, como bien ha dicho el jurista Franco, “la demanda en contra de Coral continúa. La rectificación que él pueda hacer no lo exime de responsabilidad. Nosotros cumplimos con el prerrequisito de anunciarle la demanda, darle la oportunidad de que se retracte, pero el hecho de que lo haga, no lo exime de ninguna responsabilidad legal”.

De acuerdo con los registros públicos del estado de Florida, Franklin Humberto Coral ha fungido como director general de la empresa Mr. President Limo LLC, compañía dedicada al “transporte de pasajeros”, la cual fue creada el 3 de agosto de 2018 y disuelta 3 meses después, el 18 de noviembre de aquel año.

Según el abogado Franco, el difamador Coral trabaja medio tiempo como chofer de Uber y otro medio tiempo en un hotel de la ciudad de Miami. 

De acuerdo con las leyes de Florida, una víctima -como en este caso el presidente Álvaro Uribe- está perfectamente habilitada para presentar una demanda por cuanto el señor Coral Garrido, a través de sus redes sociales, sistemática y reiteradamente ha hecho señalamientos falsos que evidentemente lesionan el buen nombre y la reputación del doctor Uribe. 

El código establece una serie de requisitos para que la demanda por difamación prospere, los cuales se cumplen perfectamente en el caso de los señalamientos mendaces que ha hecho el twittero Coral en contra del presidente Uribe Vélez: haber hecho la declaración infamatoria; que ésta hubiera sido pública y que la declaración sea evidentemente falsa.

LOS IRREVERENTESconocieron la copia de la carta que el abogado Franco le remitió al difamador Coral. Cumplido ese paso, se procederá a radicar la demanda en la corte del condado de Miami-Dade, donde empezará el trámite que podría terminar en una millonaria sanción económica contra Franklin Coral.

Carta del abogado del presidente Uribe

@IrreverentesCol

Publicado: junio 27 de 2019