Testigo revela que el complot contra el ganadero Santiago Uribe fue urdido por la mafia, para perjudicar al expresidente Uribe.

El complot contra Santiago Uribe

Desde siempre se ha sabido que Santiago Uribe es víctima de un montaje judicial orquestado y puesto en marcha por Eduardo Montealegre y Jorge Fernando Perdomo quienes desde la fiscalía estuvieron íntimamente ligados –política y burocráticamente- con los cabecillas de la denominada Bacrim judicial, comandada por los delincuentes Leonidas Bustos, Francisco Javier Ricaurte y el extraditable Luis Gustavo Moreno.

Para llevar a cabo la persecución contra el hermano menor del presidente Uribe, Montealegre y Perdomo utilizaron los servicios del cuestionado fiscal Carlos Iban (con b) Mejía, un oscuro sujeto al servicio de Leonidas Bustos, tal y como se ha descubierto en el marco de la investigación contra el que fuera presidente de la corte suprema de justicia.

Encarcelamiento injusto

Una de las principales víctimas de la guerra obsesiva que Montealegre le declaró al uribismo es, precisamente, Santiago Uribe quien fue abusivamente capturado en febrero del año pasado, sin que hubiera contra él una sola prueba que lo incriminara.

El proceso contra el hermano del expresidente está sustentado en el decir del delincuente condenado, Juan Carlos Meneses, un mayor retirado que cometió toda suerte de delitos mientras hizo parte de la policía nacional.

Hace pocos días, el juzgado cuarto penal de Medellín profirió sentencia condenatoria contra Meneses, luego de que se pudo confirmar que él asesinó a un campesino. Por ese crimen, el exoficial deberá pasar los próximos 27 años tras las rejas.

Un plan de la mafia

Desde una cárcel en los Estados Unidos, el exintegrante de las AUC extraditado por el gobierno de Álvaro Uribe, Francisco Javier Zuluaga, alias Gordolindo, envió una declaración que cambiará definitivamente el rumbo de la investigación que se adelanta contra Santiago Uribe y que confirma la tesis del complot.

De acuerdo con lo revelado por Gordolindo, el capo de la mafia Wilber Varela, alias Jabón, que tenía a Juan Carlos Meneses a su disposición, habría urdido el plan para enredar al hermano del expresidente Uribe en unos crímenes que jamás cometió.

Una declaración fundamental

La revelación hecha por alias Gordolindo resulta fundamental y confirma la inocencia de Santiago Uribe.

Es a todas luces evidente que el ganadero no tuvo vínculo alguno con estructuras ilegales y que el complot en su contra fue utilizado con fines políticos por parte de Montealegre y Perdomo.

Ahora que empieza a brillar la verdad, los responsables de la persecución contra el hermano del expresidente y jefe de la oposición, deberán responder política y penalmente por sus actuaciones, a todas luces ilegales.

@IrreverentesCol

Publicado: octubre 13 de 2017