Luego de un bochornoso episodio donde aparecieron más votos de los posibles, la Cámara de Representantes eligió al nuevo Defensor del Pueblo.

 Votación tramposa

Ayer en la plenaria de la Cámara de Representantes se presentó un episodio bochornoso durante la votación para la elección del nuevo Defensor del Pueblo, que puso en evidencia una vez más el estilo tramposo y maniobrero que impera en el legislativo colombiano.

En la sesión había 154 representantes a la Cámara. La mesa directiva de la corporación, abrió las urnas para que uno a uno pasara a depositar su voto. Grande fue la sorpresa de la comisión escrutadora cuando se cerró la votación y se procedió a realizar el primer conteo.

Pues aparecieron 158 votos, es decir, 4 votos más de los que podía haber, razón por la que el presidente de la Cámara de Representantes, Miguel Ángel Pinto del partido liberal, avergonzado tuvo que anular la votación y volver a abrir las urnas.

El elegido

Tal y como estaba cantado, el elegido fue el secretario del partido de La U, Carlos Negret quien desde hace meses tenía amarrada su designación, razón por la que Santos armó una terna de uno, práctica que mucho daño le ha hecho al proceso de designación de los altos dignatarios del Estado.

Son muchas las críticas que le han llovido a Negret por su prácticamente nula experiencia en los sensibles temas que maneja la Defensoría del Pueblo.

Iván Cancino eleva críticas

El prestigioso abogado Iván Cancino se ha dado a la tarea de cuestionar la designación de Negret. En diálogo con LOS IRREVERENTES, expresó que “Carlos Negret no es la persona indicada para ser el Defensor del Pueblo, porque su hoja de vida no merece ninguna consideración para el cargo. El año pasado, cuando empezó su aspiración, corrió a hacer una especialización en Derechos Humanos en España. Me llama la atención que este año el ministerio de Educación le haya hecho la convalidación de esa especialización, de manera rápida. Negret es una persona que en su vida ha ocupado un cargo de responsabilidad. Es un político, sin conocimiento alguno de temas penales lo cual es necesario para el manejo de los defensores públicos”.

Cancino, continuó haciendo el listado de quejas que pone en evidencia la absoluta incompetencia del nuevo Defensor del Pueblo: “Negret no tiene ni la menor idea del manejo de las acciones de tutela, ni de los derechos humanos. Por hoja de vida, los otros dos candidatos que estaban en la terna, tenían mucho más mérito. Si la votación hubiera sido objetiva, Negret debió quedar de último. No se ve bien que una persona que fue, hasta su inclusión en la terna, secretario general de un partido, luego vaya a ser elegido por los miembros de éste. Ahí no hubo una competencia justa, ni legítima. Vamos a estar muy pendientes de los nombramientos que va a hacer en los próximos días, a ver si las personas designadas tienen algún tipo de relación con los congresistas que le hicieron el favor de darle un cargo para el que no está preparado”.

La lánguida defensa de Gina Parody

Ayer en el Senado de la República se hizo un debate contra la debilitada ministra de Educación, Gina Parody en el que la cuestionada funcionaria debía responder por la ideología de género que ella está promoviendo desde el cargo que ocupa, imponiendo cartillas con las que claramente se pretende generar confusión en la sexualidad de los niños colombianos.

Parody, que ha mentido sistemáticamente durante este escándalo, tuvo la desfachatez de decir ante el pleno del Senado que en “este asunto se han dicho muchas verdades a medias y mentiras completas”.

Puede que en eso la funcionaria tenga razón: desde que la descubrieron en su empeño por hacer proselitismo homosexual ante los niños en edad escolar, la doctora Parody ha mentido y cuando ha dicho verdades, éstas han sido parciales.

Ataque como medio de defensa

Parody, en vez de responder por su innegable responsabilidad en las cartillas que escandalizaron a la sociedad, se dio a la tarea de atacar al gobierno del expresidente Uribe, leyendo documentos fraccionados y descontextualizados para desviar la atención y evadir la culpa que a ella le cabe como generadora de la crisis que ha despertado todas las alarmas posibles.

Generando lástima

A falta de argumentos para explicar sus equivocaciones, Parody se dedicó a generar lástima en la audiencia, echándose un sentido discurso sobre lo difícil que ha sido su vida por su condición de lesbiana, como si a ella se le estuviera cuestionado su sexualidad, cuando ella fue citada para responder por los errores que ha cometido como funcionaria pública.

 

Memoria: los crímenes de las Farc

Maicao

@IrreverentesCol