Se da por descontado que a la campaña uribista por la presidencia entrarán por lo menos 3 nuevos precandidatos.

Las cartas de Restrepo y de Uribe

Gran revuelo se generó en el uribismo a raíz de la publicación en LOS IRREVERENTES de la dura carta suscrita por el excomisionado de paz, Luis Carlos Restrepo en la que se refiere al escándalo desatado por el supuesto pago por parte de Odebrecht al estratega brasilero de la campaña de Óscar Iván Zuluaga, misiva en la que Restrepo dice que “contactar a un asesor para una campaña presidencial a través de una empresa contratista del Estado es una conducta éticamente reprochable” y a renglón seguido solicitó “el Comité de Ética del Partido Centro Democrático debería investigar a todos los que participaron en esos contactos e imponer una sanción si es necesario”.

La respuesta no se hizo esperar. Con toda la energía, Uribe descalificó la conducta de los directivos de la campaña Zuluaga Presidente y dio esta instrucción que asimila la experiencia y corrige definitivamente una mala práctica de muchos partidos: “De tanta amarga experiencia debemos crear el antecedente de prohibir, por estatutos, que en nuestro partido, los candidatos acudan a contratistas del Estado, así sea para contactar a un publicista. Digo antecedente por la práctica de figuras públicas de recibir subsidios periódicos de entidades privadas contratistas del Estado”.

Nuevos precandidatos uribistas

Hace algunos días el presidente Uribe desmintió el rumor en el sentido de que el Centro Democrático estuviera “negociando” la vicepresidencia con Germán Vargas Lleras. En palabras de Uribe, “nosotros tenemos tres precandidatos que pueden ser cinco”.

LOS IRREVERENTES indagaron con algunos dirigentes del CD y todos coincidieron en que los nombres a los que puede estar refiriéndose el presidente Uribe son Alejandro Ordoñez, Luis Alfredo Ramos y Paloma Valencia; y la coalición sería con los sectores que acompañaron el NO en el plebiscito. Es casi seguro que Ordoñez opte por afiliarse al CD y participe en su consulta popular o en el sistema de selección que se adopte. “La dirección, con los propios precandidatos y un comité asesor deben definir las reglas; no hay mejores reglas que las que los propios precandidatos se den”, fue la consigna que lanzó Uribe.

Listas al congreso

Cada vez son más las personas que insisten en que las listas del uribismo al congreso de la República deben seguir siendo cerradas. LOS IRREVERENTES se enteraron que, con excepción de algunos dirigentes conservadores que mantienen sus feudos electorales independientes pero que militan hoy en el CD, el partido tiene claridad absoluta de que una de las diferencias esenciales con los partidos santistas es su capacidad de presentarse en lista cerrada a las elecciones y, una vez elegidos, ir como bancada homogénea a las corporaciones. No obstante, se sabe de algunos aspirantes a ser elegidos, que consideran que su capacidad económica y no otra cosa es la que debe primar como requisito para ser elegidos y cuestionan la posibilidad de que figuras como Rafael Nieto, Miguel Gómez Martínez, Sergio Araujo, Rafael Guarín o algunos juristas e intelectuales que se la han jugado por la ideas uribistas en los foros y medios de comunicación como la líder barranquillera Ana María Abello, terminen desplazándolos de los primeros renglones en una lista cerrada.

Jugada sucia

Cuando de hacer trampas y engañar a los electores se trata, pareciera que no hay límites. Y prueba de ello es lo que sucedió hace un par de días en Cereté, Córdoba, donde literalmente una de las campañas mandó a falsificar una emisión del noticiero CM&.

En efecto, el periodista Juan Andrés Ubarne, quien respalda la candidatura de Camilo Andrés Mejía puso a circular un video en el que una supuesta presentadora de CM& lee una encuesta de intención de voto del Centro Nacional de Consultoría en la que Mejía obtiene el 51% y su rival, el candidato urbista Elber Chagüi aparece con el 41%.

Ante semejante montaje en el que de manera abusiva se utilizó el nombre del Centro Nacional de Consultoría, el representante de esa empresa encuestadora, Carlos Lemoine envió una carta en la que “certifica que a la fecha, la compañía no ha realizado sondeos de opinión pública en el municipio de Cereté, Córdoba.

Si como candidato el señor Camilo Andrés Mejía tuvo las agallas de falsificar un set de noticiero para emitir una encuesta falsa, no es difícil imaginarse lo que será capaz de hacer si llegara a ganar las elecciones que tendrán lugar este fin de semana.

Mejía, que cuenta con el apoyo de un cuestionado líder cordobés al que llaman “El negro” Padilla, debe poner la cara y explicar este bochornoso hecho.

@IrreverentesCol

Publicado: Febrero: 3 de 2017