“¿Ya fueron a los campos a ver si el azadón ya fue reemplazado por el arado y si este penetra en la tierra una pulgada más?  ¿Ya averiguaron si progresa la aplicación del abono y del regadío”? RUU

En el libro de Uribe Por la América del Sur hay una serie de monografías, sobre los problemas colombianos, su conformación geográfica, su pasado, presente y futuro y la separación de Panamá.

Los textos sobre las instituciones militares de Chile nos comprueban que, gracias a la orientación de nuestro gobierno, se pudo organizar un verdadero ejercito nacional.

Se desvela por presentar ensayos sobre la Constitución de Panamá́ y los asuntos referentes al Canal. Sus paginas sobre la intervención de Estados Unidos –jurídicas, históricas y políticas– resplandecen por la versación en tratados internacionalistas y en el sentido de dignidad nacional de cada uno de sus razonamientos, con rigor conceptual. Es uno de los enfoques más severamente concebidos e históricamente de más densidad.

Se incluyen sus observaciones en torno a varios países de Latinoamérica: Ecuador, Perú, Chile, Argentina. En estos, se detiene en los achaques más diversos, que sólo un hombre de amplia cultura puede aprisionar y señalar con sus características propias: las estadísticas, los ferrocarriles, los cultivos, las industrias.

En el examen histórico se refiere a la reconstitución de la Gran Colombia, a los derechos de nuestro país en el Caquetá́, a los tratados de Montevideo, a las conferencias panamericanas y los diferentes asuntos jurídicos que de ellas se desprenden con consecuencia para nuestro continente. Los límites del país le afanan como materia primordial en sus investigaciones.

Hay escritos acerca del cultivo del eucalipto, algodón, cacao, tagua, café, caña, remolacha, siringa, caucho manizoba, aramiña y el pasto yaraguá. La administración de la llama y la langosta, conducen sus palabras. En las industrias, menciona las de hilados y tejidos en relación con la aduana. En el comercio, puntualiza cómo pueden ser las relaciones de los países del sur con Colombia. En cuanto al transporte, hace examen de los ferrocarriles, de los tranvías, de las posibilidades de establecer uniones entre el río Amazonas y el Plata.

La agricultura lo apasiona permanentemente. Por ello explica con erudición cómo puede ser la perforación de pozos artesianos, la calidad de los estudios agropecuarios, y apela a las cátedras del Japón, Bélgica e Italia. Puntualiza las diferencias esenciales en aquellos países en cuanto se relacionan con la tierra y el clima, que delimita parte sustancial de las enseñanzas. Habla de cómo establecer los regadíos y la protección de los gobiernos a la agricultura. Es, pues, una exploración razonada de cada aspecto económico y social.

En la ganadería, denuncia las enfermedades de los animales y sus tratamientos, prevención y erradicación. Apela a las contribuciones que pueden prestar los servicios meteorológicos, la geología y otras practicas científicas para tener un más adecuado aprovechamiento de las posibilidades económicas del suelo.

Este libro, anuncia la existencia de un embajador comprometido en el examen de nuevas experiencias de los países que visita, en explorar los estudios de su historia y sus concomitancias con la nuestra, para indicar cómo será la evolución jurídica de los diferentes asuntos que aún incomodan las relaciones entre nuestros países.

En prosa de densidad conceptual, el idioma cumple un mandato esencial de claridad. No hay desperdicio en sus juicios. Son ordenados, doctos, de serena penetración para hacer el emplazamiento de los diferentes asuntos que rozan su frente de pensador.

Una advertencia capital: los temas se exploran ambicionando que puedan contribuir a poner orden sobre el pasado, el presente y el porvenir de Colombia. Es un pedagogo que va enseñando qué se puede intentar, aprovechar, difundir y expandir para mejorar el destino económico de los colombianos. No hay palabra que no esté dirigida al engrandecimiento nacional. Por ello es más admirable la conducta de hombre de pensamiento de Uribe Uribe.

Tomado del resumen de OMB.

El Rincón de Dios

“La sabiduría de Dios soluciona lo que no puede la mente humana”

@rafuribe

Publicado: noviembre 8 de 2019