Investigación de LOS IRREVERENTES

El 13 de abril de 2012, ante Eduardo Montealegre, el doctor Jorge Fernando Perdomo se posesionó como vicefiscal general de la nación. En ese momento, la Constitución imponía una experiencia de mínimo 10 años para poder ocupar dicho cargo.

Unos días después de la posesión, el ciudadano José Luis García presentó una acción de nulidad de la designación de Perdomo, alegando que él no cumplía con la experiencia mínima. En tal virtud, los magistrados de la sección quinta del tribunal iniciaron el respectivo proceso.

Perdomo, como prueba reina de que sí tenía experiencia suficiente, allegó una certificación laboral emitida el 13 de enero de 2013 por el director de recursos humanos de la Universidad Externado de Colombia, Jorge Sánchez Oviedo en la que se lee que Perdomo estuvo vinculado laboralmente con ese claustro académico desde  abril de 1998 hasta septiembre de 2011.

Con dicha certificación, que se presume es una prueba auténtica, el Consejo de Estado procedió a fallar a favor de Perdomo, dejando en firme su designación como vicefiscal general de la nación.

Jorge Fernando Perdomo, posesionándose como vicefiscal general de la nación.

El viceministro Perdomo

Antes de ser designado como segundo de a bordo del polémico Eduardo Montealegre, Perdomo fue durante algunos meses viceministro de Justicia, por designación de Juan Carlos Esguerra Portocarrero.

LOS IRREVERENTES tuvieron acceso a la hoja de vida y las certificaciones laborales que el doctor Perdomo presentó en la secretaría general del ministerio de justicia antes de posesionarse y en la que Perdomo, con su firma, certifica que el único empleo que ha tenido en su vida, antes de ser viceministro, fue en la universidad Externado de Colombia donde empezó a trabajar el 11 de enero de 2005 y estuvo hasta el 22 de septiembre de 2011, es decir 6 años y 9 meses.

Así mismo, Perdomo allegó una carta del director de recursos humanos de la universidad, Jorge E. Sánchez Oviedo en la que éste certifica que “Jorge Fernando Perdomo Torres…se encuentra vinculado a nuestra institución desde el 11 de enero de 2005…mediante contrato de tiempo completo como docente investigador en el Departamento de Derecho Penal y Criminología”.

Todo lo anterior, está debidamente sustentado con la copia del Registro Único de Afiliación a la Protección Social que confirma que el doctor Perdomo está afiliado al sistema desde el año 2005.

Hoja de vida de Perdomo y certificado de pensiones.

Es muy posible que el doctor Perdomo, cuando se posesionó como viceministro, no se imaginó que 7 meses después tendría que someter su hoja de vida para el cargo de vicefiscal. En efecto, para ser viceministro de justicia, el “Manual Específico de Funciones, Requisitos y Competencias Laborales” establece que para el cargo de viceministro se exigen 2 años de experiencia laboral y él acreditó 6.9 años, más que suficiente.

Pero aquella experiencia no era suficiente para ser vicefiscal, que para la fecha de la designación de Perdomo era de 10 años.

¿Falsificación?

Resulta, cuando menos curioso que una misma persona, es decir el director de recursos humanos de la Universidad Externado de Colombia, emita, sobre la misma persona, dos certificaciones laborales distintas.

En la primera, para el ministerio de justicia, en septiembre de 2011, aseveró que el doctor Perdomo tenía 6 años y 9 meses de experiencia. Y luego, el 18 de enero de 2013, cuando el Consejo de Estado investigaba si Perdomo tenía o no la experiencia suficiente para haber sido designado vicefiscal, hubiera “inflado” la experiencia, certificando que él llevaba muchos más años laborando en la Universidad Externado de Colombia.

Lo que es aun peor: en los archivos de la universidad sólo hay soportes contractuales con Jorge Fernando Perdomo desde enero de 2005. No existe un solo documento, talonario de pago, afiliación a la seguridad social que respalde que el hoy Fiscal General encargado, haya sido empleado desde 1998 como declaró el jefe de la oficina de recursos humanos, Jorge Sánchez Oviedo.

Certificaciones emitidas por la universidad Externado de Colombia

Así mismo llama la atención que cuando Perdomo se posesionó como vicefiscal, él mismo diligenció el ‘Formato único de hoja de vida” de la función pública, en la que referenció su experiencia académica y su experiencia laboral que, como se ha dicho, él reconoció era de 6 años y 9 meses.

LOS IRREVERENTES intentaron comunicarse con el doctor Perdomo para efectos de preguntarle por la inconsistencia, pero él no respondió a ninguno de los mensajes enviados.

Por ahora, surge la duda de si en el proceso que se surtió en el Consejo de Estado, el doctor Perdomo allegó documentos que resultan carentes de legitimidad que soporten que tenía el tiempo suficiente para posesionarse como vicefiscal general de la nación, pues lo cierto es que la única experiencia profesional que está sustentada documentalmente no le alcanzaba para cumplir el requisito de 10 años que en la época exigía la Constitución colombiana.

@IrreverentesCol

Publicado: mayo 27 de 2016