Durante los últimos meses, de la mano del presidente Uribe, los precandidatos del Centro Democrático han venido recorriendo el país, conociendo las necesidades de las distintas regiones y compartiendo con los ciudadanos sus propuestas e ideas.

Esas intensas jornadas de trabajo, que se han cumplido en buena parte de los departamentos de Colombia, han servido para consolidar al Centro Democrático como una alternativa cierta de poder, de cara a las elecciones parlamentarias y presidenciales previstas para el año entrante.

Los “Foros por Colombia” son una estupenda manera de hacer campaña política de cara a la gente, cumpliendo así con uno de los pilares de nuestro partido, el cual propende por el fortalecimiento permanente del diálogo ciudadano.

Pero hay un hecho cierto frente al que no podemos voltear la mirada, ni desentendernos: la necesidad de decidir cuanto antes el mecanismo de elección del candidato del Centro Democrático. Los militantes del partido preguntan con creciente insistencia cuándo vamos a elegir a la persona que llevará el CD a la contienda prevista para el año entrante.

El presidente Uribe ha sido muy respetuoso del proceso y por eso ha planteado desde siempre que los precandidatos deben fijarse sus propias reglas. Desafortunadamente, aquello no ha sucedido. El motivo no importa. Lo trascendental es que el tiempo pasa, los precandidatos continúan estancados en las encuestas y por ninguna parte se vislumbra una propuesta atractiva para elegir al candidato.

Lo ideal es que los 5 que hay, se pusieran de acuerdo y entre ellos, con total apego a la realidad política y absoluto desprendimiento de las ambiciones personales, llegaran a un acuerdo y por consenso designaran al candidato. Aquello no sucederá.

Hace unas semanas, el senador José Obdulio Gaviria planteó una alternativa muy audaz: llevar a cabo una suerte de cónclave al que concurran los 5 precandidatos, el presidente Uribe y unos pocos dirigentes del Centro Democrático. El objetivo es que de ese encuentro salga el candidato presidencial.

Entre mis colegas congresistas, esa es una propuesta que ha llamado la atención y que no puede descartarse, pues no estoy de acuerdo con que la designación del candidato sea a través de una consulta popular abierta.

Esa opción me parece riesgosa por distintas razones. La primera, es que en la designación del candidato del partido podrían intervenir electores y militantes de partidos distintos al nuestro, sobre todo militantes de la extrema izquierda o del santismo, que para efectos prácticos terminan siendo la misma cosa.

Una consulta popular abierta, generaría un panorama desolador, pues se corre el riesgo de que Santos elija a nuestro candidato, para que Uribe después tenga que ponerle los votos en las votaciones presidenciales del año entrante.

La consulta cerrada, en la que solo participen los uribistas, sería una alternativa maravillosa, pero si la totalidad de los militantes estuvieran inscritos y habilitados para votar. Desafortunadamente, el proceso de carnetización ha sufrido impasses y por ese motivo, la consulta limitada a los pocos miembros del partido que podrían votar, resulta antidemocrática y dejaría la decisión en manos de unos pocos simpatizantes de nuestra colectividad.

Tengo la esperanza entonces de que los precandidatos, que son personas sensatas y conscientes de la realidad política nacional, en los próximos días encuentren el mecanismo idóneo para seleccionar al candidato y, de una vez por todas, podamos concentrarnos de lleno en la campaña por la presidencia. Necesitamos ganar y para ello requerimos de un gran candidato que logre atraer a la mayoría ciudadana.

Para lograrlo, debemos redoblar nuestros esfuerzos, porque el tiempo escasea y no es astuto que en vez de estar enfrentando la campaña presidencial, nos desgastemos en emulaciones internas que muy poco le aportan al propósito central: la victoria en 2018.

Que sea esta una cordial y respetuosa invitación a María Del Rosario Guerra, Paloma Valencia, Carlos Holmes Trujillo, Iván Duque y Rafael Nieto, para que se concentren en la búsqueda de una salida rápida y legítima.

@MargaritaRepo

Publicado: octubre 16 de 2017