Fuentes confirman malestar en los Estados Unidos por ataques de asesor de Santos, Héctor Fabio Cardona contra el presidente Trump.

A través de la resolución 5356 de 2014, el departamento administrativo de la presidencia de la República nombró al periodista Héctor Fabio Cardona Gutiérrez el 29 de octubre de aquel año en el cargo de asesor 2210-13 adscrito a las altas consejerías presidenciales de la Casa de Nariño.

Cardona se presenta a si mismo como “periodista y asesor en comunicaciones estratégicas” del gobierno colombiano.

No es la primera vez que desempeña un cargo público. De hecho, a finales de los años 80 ejerció como asesor de comunicaciones del presidente Virgilio Barco. Igualmente, fungió como jefe de prensa de la fiscalía general de la nación. Cardona ha contratado asesorías con distintos ministerios.

En el sector privado, el último cargo que desempeñó fue como subdirector del canal NTN-24 que pertenece a la familia Ardila, propietaria de RCN.

Cardona, que se precia de ser un santista radical, fue vinculado al gobierno y, por sus ataques permanentes a la oposición democrática de Colombia, se deduce que su función primordial es la de fustigar al uribismo.

Pero su virulencia está a punto de crear un problema diplomático. LOS IRREVERENTES pudieron confirmar con una fuente en Washington que se están revisando con detenimiento algunos comentarios hechos por Cardona a través de la red social Twitter en contra del presidente Donald Trump.

Efectivamente, el asesor presidencial Héctor Fabio Cardona, escribió que “Trump salió a atacar personalmente a los jueces y poner (sic) en duda el sistema judicial ¿Suena familiar?”.

Pocos minutos después, envió un nuevo trino en el que expresó: “No sobran en Colombia las voces que celebran a Trump y que impulsan el odio a la prensa libre”.

Lo que inquirirá el gobierno norteamericano en las próximas horas es si los comentarios del asesor presidencial Cardona son reflejo de la posición oficial del gobierno Santos.

Le corresponderá a la Casa de Nariño aclarar si los ataques de Héctor Fabio Cardona contra el presidente Donald Trump gozan de su aprobación, como al parecer sucede con los permanentes insultos que ese empleado público profiere contra el expresidente Uribe y diferentes líderes de la oposición democrática colombiana.

De ser así, se estaría frente al caso de un funcionario pagado con dineros públicos cuya responsabilidad es la de calumniar a los opositores del presidente de la República. De acuerdo con el decreto 218 de 2016, Héctor Fabio Cardona Gutiérrez percibe un sueldo fijo mensual de $7.769.919 pesos, al que debe sumársele el 60% por concepto de prima técnica. Así las cosas, al final de cada mes, el asesor presidencial que de manera abierta cuestionó al presidente de los Estados Unidos, recibe un cheque por $12.431.870 pesos, que al cambio oficial son alrededor de US$ 4.200 dólares.

@IrreverentesCol

Publicado: enero 20 de 2017