A través de un memorial de 12 páginas dirigido al Fiscal General, Francisco Barbosa, el abogado del presidente Uribe, Jaime Granados solicitó la liberación inmediata de quien hasta ahora ha permanecido en situación de secuestrado por parte de la Corte Suprema. 

Luego de que la cuestionada sala de instrucción reconociera la pérdida de competencia frente al presidente Uribe, como consecuencia de la renuncia a su condición de Senador de la República, el proceso quedó en manos de la Fiscalía.

En criterio del abogado Granados, “Si bien la jurisprudencia de la Sala de Casación Penal de la Corte Suprema de Justicia ha dicho que cuando se pasa de un modelo procesal a otro se puede hacer adecuaciones conforme al desarrollo de figuras análogas, no existe precedente alguno que señale que la indagatoria pueda asimilarse a la formulación de imputación a efectos de suplir su realización”.

Así mismo, puntualizó que “la indagatoria se realiza ante un fiscal, no ante un juez de control de garantías, figura que no existe en la ley 600 de 2000, quien por lo demás debe verificar que dicho acto, la formulación, se realice de forma legal, aspecto que no se realiza en el ámbito de la ley 600 de 2000”.

El doctor Granados sustentó su argumento de la no equiparación de lo actuado entre las leyes 600 y 906, citando un caso que resulta muy esclarecedor: el del congresista León Fredy Muñoz quien fue capturado transportando estupefacientes en el aeropuerto de Medellín. Cuando ocurrieron aquellos hechos, Muñoz no era parlamentario -estaba en campaña-, razón por la que fue procesado bajo la ley 906. 

En el marcho de dicha investigación, se le imputaron cargos ante un juez de la República. Una vez fue elegido como representante a la Cámara -partido Verde-, su proceso fue enviado a la Corte Suprema donde la sala de instrucción resolvió que la investigación, dado que debía aplicarse la ley 600, debía empezar de nuevo con lo que la imputación de cargos realizada en el marco de la ley 906 perdió todo su vigor. 

Al respecto, Granados alegó que “la sala especial de instrucción no equiparó dichas actuaciones, ya realizadas, a la indagatoria y a la resolución de situación jurídica, sino que optó por iniciar de cero la actuación convocando al Representante a la Cámara León Fredy Muñoz…”.

Así las cosas, la defensa del presidente Uribe le solicitó al Fiscal Barbosa “disponer la libertad inmediata del doctor Álvaro Uribe Vélez”.

Lea el memorial presentado por el abogado Granados (Memorial)

@IrreverentesCol

Publicado: septiembre 2 de 2020