LOS IRREVERENTES Usted la semana pasada presentó un proyecto de ley con el que busca que se le conceda amnistía e indulto a los miembros de las Farc. ¿Cuál es el alcance de esta iniciativa?

SAMUEL HOYOS Este proyecto busca que todos los guerrilleros de las Farc que sean responsables de delitos políticos y conexos, puedan beneficiarse con una ley de amnistía e indulto. Que cese la acción penal o se suspenda la ejecución de las penas para esos miembros de la guerrilla que decidan reintegrarse a la vida civil.

L I. ¿Por qué presenta ese proyecto en este momento?

S H. Precisamente porque una vez se produjo el plebiscito y el NO se impuso en las urnas, el acuerdo entre Santos y las Farc dejó de existir. Nuestro objetivo es el de buscar salidas políticas alternativas. Espero que este proyecto genere un consenso entre la oposición y la unidad nacional.

L I. ¿Eso quiere decir que un tipo como alias Timochenko quedará amnistiado e indultado?

S H. Por el delito político y sus conexos, sí. Dado que Timochenko es responsable de crímenes de lesa humanidad, la amnistía no cobijará aquellos delitos. Por esos crímenes, Timochenko tendrá que responder con penas privativas de la libertad en condiciones de reclusión. En el Centro Democrático hemos propuesto que a los miembros de las Farc incursos en delitos de lesa humanidad, se les impongan penas de entre 5 y 8 años.

L I. Usted habla de los delitos políticos y de sus conexos. ¿Cuáles serán esos delitos conexos?

S H. Los delitos políticos son la rebelión, la sedición y la asonada y los conexos son aquellos en los que la persona puede incurrir mientras comete el delito político. El porte ilegal de armas es un ejemplo claro de un delito conexo al delito político.

L I. De resultar aprobado su proyecto de ley, ¿esos delitos les quedarán perdonados a todos los miembros de las Farc?

S H. Yo creo que la mayoría de los colombianos queremos que se encuentre una salida política, pero no estamos de acuerdo con que los crímenes atroces queden en la impunidad, como se manifestó el pasado 2 de octubre por medio de la votación del plebiscito.

Quienes no sean responsables de cometer crímenes atroces, deben contar con una salida jurídica que sea fácil y que permita su desmovilización sin mayores traumatismos. No podemos perder de perspectiva que la mayoría de los guerrilleros son personas jóvenes que muy seguramente fueron reclutados siendo menores de edad. En aras de conseguir una paz sostenible, la sociedad colombiana puede renunciar a la estricta aplicación de la justicia que desemboque en una desmovilización masiva de guerrilleros de la base.

L I. ¿Cuáles son las condiciones para que una persona que esté en las Farc pueda ser beneficiaria de la ley de amnistía?

S H. En este caso el único requisito es ser miembro de las Farc, entregar su armamento y mostrar voluntad de desmovilización y reincorporación a la vida civil.

L I. Al oír su respuesta, surge una pregunta obvia: ¿cuántas se personas exactamente se beneficiarían con esta ley de amnistía e indulto?

S H. No existe un censo definido que nos indique cuántas personas hacen parte de las Farc. El general Flores, negociador del gobierno en La Habana, habla de una cifra cercana a los 5700 hombres y mujeres en armas. Quiero insistirle en que los responsables de delitos atroces no se pueden beneficiar con esta ley.

L I. Lo voy a invitar a que usted me conteste sí o no a las siguientes preguntas, para que se despejen algunas dudas que pueden sobrevenir por cuenta de este proyecto de ley que en nuestro criterio es inteligente, agudo, audaz y necesario. Empecemos: ¿un personaje como alias Iván Márquez, que está condenado por delitos de lesa humanidad, quedará amnistiado por cuenta de lo contemplado en su proyecto de ley?

S H. No. Sólo recibirá amnistía por el delito político. Por los demás delitos tendrá que cumplir las penas que le impongan los jueces.

L I. Los miembros de las Farc que están solicitados por los tribunales de los Estados Unidos para que respondan por los cargos de narcotráfico que pesan contra ellos, ¿serán amnistiados?

S H. No. El narcotráfico es un delito autónomo a la luz del convenio de las Naciones Unidas sobre le tráfico de drogas ilícitas y no puede ser considerado como conexo al delito político.

L I. Los cabecillas de las Farc que han organizado, planeado y ordenado el reclutamiento de menores de edad, ¿se van a beneficiar con la amnistía prevista en su proyecto de ley?

S H. No porque el reclutamiento forzado y sistemático de niños es un crimen de lesa humanidad que no puede ser amnistiado.

L I. El guerrillero raso que pertenece a las Farc, que fue reclutado contra su voluntad y que no ha cometido ningún delito de lesa humanidad, ¿ese sí será amnistiado?

S H. Absolutamente sí. No solo debe tener beneficios jurídicos y por eso vuestro proyecto le entrega facultades al gobierno nacional para ayudar a ese guerrillero a reinsertarse a la sociedad con ayudas económicas y sociales.

L I. Oyendo su lúcida explicación del proyecto de ley, aquellos miembros del gobierno que siguen desconcertados con la victoria del NO en el plebiscito, no podrán seguir diciendo que el Centro Democrático y sus principales voceros y representantes no tienen una sola iniciativa para salvar el proceso de paz.

S H. Muchas veces parece que las propuestas no les parecen malas. Lo que les parece malísimo es que éstas provengan del Centro Democrático.

@IrreverentesCol