Análisis de Camilo Rubiano Becerra

La semana que pasó, el Presidente Duque cumplió su primer mes al frente del país. Su gobierno sin duda alguna, le ha dado una bocanada de aire nuevo a la política colombiana, su estilo de estar en permanente diálogo con los colombianos,  ha devuelto en gran medida a la confianza que se debe tener entre gobierno y ciudadanos. Uno de los hechos que  más llaman la atención, fue la conformación del gabinete y en general del gobierno. El Presidente le demostró al país, que se puede designar funcionarios basado en su experiencia, conocimiento y expertiz técnica y no basándose en presiones políticas, componendas o amiguísimos, lo que genera confianza y le devuelve la altura necesaria a esos cargos.

Así mismo y cumpliendo su palabra, el Presidente desde la primera semana radicó unos proyectos de ley que buscan combatir sin tregua alguna a los corruptos. En ese sentido, después de las votaciones que se llevaron sobre la Consulta Anticorrupción, el Presidente convocó una reunión histórica, donde participaron todas las fuerzas políticas del país y donde se señaló por parte del gobierno, que debe trabajarse conjuntamente en una agenda para derrotar la corrupción. Este hecho, que no tiene precedentes reciente, da muestra del inmenso liderazgo que tiene el Presidente Duque.

Este liderazgo, no sólo se ve en el plano político; en medio de sus recorridos, el Presidente ha visitado la gran mayoría de batallones y ha realizado varios Consejos de Seguridad. En medio de esto, ha lanzado el “Plan Diamante” y la política “Del Que La Hace La Paga”, políticas que en este mes, han dado unos grandes resultados.  En la lucha contra el narcotráfico y el micro tráfico, se han dado varios golpes, en el mes se capturaron a 453 expendedores de drogas y se incautaron más 880 kilos de drogas y así mismo, se lanzó la línea 167 para que la ciudadanía denuncie a los jibaros que tanto daño le están haciendo a los jóvenes colombianos.

En materia internacional, el gobierno Duque tampoco se ha quedado quieto. Junto al Canciller Carlos Holmes, el Presidente Duque ha iniciado una tarea de liderazgo frente a la crisis migratoria, provocada por la dictadura del sátrapa de Maduro. En este sentido, se han sostenido valiosas reuniones en la ONU, OEA y con varios gobiernos de la región. Como resultado a esta intensa agenda, se consiguió el compromiso por parte de la ONU para crear varias instancias de atención y destinar importantes recursos para atender a los migrantes. De la misma forma, el Secretario de la OEA visitó el país y algunos sitios de frontera y vio de primera mano la gravosa situación.  El liderazgo del Presidente Duque, ha sido crucial para que varios países de la región, incluyendo EEUU se pronuncien en contra de la dictadura de Maduro e inicien las acciones y denuncias correspondientes ante la CPI.

En consecuencia, este primer mes de gobierno, sin lugar a dudas ha dejado cosas muy positivas para el país, la confianza ha vuelto y eso se ve reflejado en el comportamiento de la Bolsa de Valores, en la reactivación de negocios inmobiliarios, como lo señaló recientemente el Superintendente de Registro y en general en el ambiente de optimismo que se siente en la calles del país. Es por esto, que estos primeros 30 días han sido de buen gobierno y donde se espera que continúe en la misma senda, el reto es grande el país recibido de la anterior administración no es el mejor, la situación fiscal, la financiación del presupuesto y la consolidación del Plan Nacional de Desarrollo son los retos de los próximos 60 días, donde como colombianos debemos apoyar y rodear al gobierno.